Aforismos en un mundo donde en vez de charlar, la gente chatea

Me pregunto si en épocas pasadas la gente extrañaba las épocas pasadas

La vida no termina hasta que se acaba.

Me pregunto si en épocas pasadas la gente extrañaba las épocas pasadas.

La estrategia de la tecnología consiste en desviar la atención de los problemas sociales para enfocarla en las redes sociales.

Nada es tan inevitable como un error al que le ha llegado su turno.

Morir es como dormir pero sin levantarse para ir al baño.

Los humanos somos como los animales: algunos son picaflores.

Ser soltero no es lo mismo que no ser casado…¡es mejor!

El indigente no sabe que su fortuna es la dignidad.

Los animales no cantan porque no se estresan.

Se fueron las celebraciones de fin de año y llegaron las lamentaciones de principio de año: ¡pagar las tarjetas de crédito!

Quienes venden seguros de vida, negocian la muerte.

Definición de Cristiano: El que sigue las enseñanzas de Cristo, siempre y cuando no interfieran en su manera de vivir.

Cuando el hombre empieza a caminar, su vida se comienza a encaminar.

Si se dejan las cosas para después, estarán peor que antes.

Lee también:   Libros prohibidos en Estados Unidos: un acto déspota y violento

Lástima que las «charlas» han sido remplazadas por los «chats».

Hay quienes buscan la pareja ideal sin pensar si ellos son la ideal pareja.

De jóvenes fuimos esclavos de los vicios. De adultos somos esclavos de los hábitos.

Frase histérica: «Hoy por mí, mañana por mí» (candidato político).

A medida que envejecemos, lo único que nos queda por hacer es… esperar.

Hay que fracasar varias veces para alcanzar, una sola vez, el éxito.

No esperar más de los demás es lo menos que podemos esperar de los demás.

Hay que pensar como individuos de acción y actuar como individuos de pensamiento.

A la larga, la vida es corta.

Definición de Felicitación: cortesía de la envidia.

Hay quienes viven y dejan vivir. Pero hay quienes viven y ayudan a vivir.

De no haber sabido antes todo lo que sé, no sabría nada de lo que sé ahora.

En el interior de cada hogar, el televisor es la ventana al exterior.

La diferencia entre un estúpido y un imbécil está en que el primero dice estupideces y el segundo las hace.

Detrás de todo hombre rico hay una mujer y detrás de ella está la esposa.

Se siente bien dar amor pero recibirlo se siente mejor.

Hay dos cosas que captan mi atención: la inteligencia de algunos animales y lo animal de algunos inteligentes.

Lee también:   Llegar a los 41, morir de a poquito

Todo gobierno tiene el derecho a equivocarse, pero también la obligación de explicarse.

Saber lo que se sabe y saber lo que no se sabe es el verdadero saber.

No hay nada peor que decir lo indispensable demasiado tarde,

Definición de Pandilla: grupo de jóvenes panaderos.

Perfil del autor

Rafael Carvajal nació en Bogotá, Colombia. Tras cursar estudios de periodismo en su país, se radicó en Los Angeles, California. Sus escritos han sido publicados en revistas y periódicos tanto en Estados Unidos como en Colombia. Su forma de esribir denota una mezcla de filosofía lógica con humor absurdo. Es miembro fundador de la peña literaria La Luciérnaga de Los Angeles.

Comenta aquí / Comment here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Botón volver arriba