New Hampshire: Un partido demócrata fragmentado

Mientras Bernie Sanders triunfa en New Hampshire, seguido de cerca por Pete Buttigieg, Amy Klobuchar da una sorpresa.

Bernie Sanders. FOTO: Flickr

A diferencia del fiasco de Iowa, en New Hampshire no quedó duda desde un primer momento que Bernie Sanders iba a triunfar tal como lo predecían las encuestas. Pero la fragmentación del voto en esta segunda consulta interna del partido demócrata deja una sensación problemática.

Sanders primero… pero los moderados avanzan

No solo no se dio el triunfo resonante de Sanders que algunos progresistas esperaban, sino que dos centristas avanzaron posiciones en este complicado tablero de ajedrez político. Pete Buttigieg, con una diferencia de apenas 1.3%, le pisó los talones a Sanders y Amy Klobuchar dio una sorpresa al ubicarse en un tercer lugar que la mantiene en la contienda.

Una deslucida Warren

Para Elizabeth Warren, en un deslucido cuarto puesto, fue una noche que preferiría olvidar. Muchos habían calculado que, siendo senadora de un estado vecino, tendría una actuación relativamente respetable. Algo que no ocurrió y que no augura nada prometedor para sus aspiraciones presidenciales.

Biden y una impresión de derrota

Pero quien quedó demolido y se fue del estado antes que terminara el conteo fue Joe Biden quien, en quinto lugar, deja la impresión de una derrota difícil de corregir. Pero no hay que ser tan estricto al juzgar su actuación porque, como sus asesores insisten, el ex vicepresidente no hizo una campaña seria ni en Iowa ni en New Hampshire. Su estrategia fue concentrar recursos en la primaria de Carolina del Sur, del 29 de febrero, en donde la composición demográfica del electorado, con una presencia tal vez decisiva de afroamericanos y latinos, lo favorecería.

En gran medida el problema para Biden es que al apostar tanto en Carolina del Sur, pone en riesgo el castillo de cristal electoral que caería hecho trizas si no obtiene una victoria clara. Los promedios de las encuestas nacionales de Real Clear Politics todavía lo ubican a la cabeza en el estado sureño con 31% de los votos.

El Super Martes

Pero aunque Carolina del Sur y Nevada sean importantes, por más impacientes que estemos, va a haber que esperar hasta el Super Martes del 3 de marzo en el que 14 estados votarán, incluyendo California y Texas, para realmente tener un panorama claro de las posibilidades ya más definitivas de los candidatos.

Cabe mencionar que en las encuestas nacionales, Sanders sigue a la cabeza con un promedio de 23.6% de los votos, seguido por Biden con 19.2%. Pero quien ya está en un tercer lugar amenazador, pero nada sorprendente, es nada menos que Mike Bloomberg, el multimillonario ex alcalde de Nueva York quien, con recursos ilimitados, puede redefinir la elección si sus cálculos se concretan en el Super Martes.

En New Hampshire también hubo derrotas irreversibles. El empresario Andrew Yang, Michael Bennet y el ex gobernador Deval Patrick tiraron la toalla. Aunque algunas de sus ideas resonaron en el electorado, como el ingreso universal de Yang, ninguno logró apoyo substancial. No extrañaría que, después del Super Martes, la lista de abandonos se incremente.

Progresistas o moderados

Si la pura y fría matemática de las encuestas fuese una indicación del futuro de la campaña, se podría especular que al sumar los votos de Sanders y Warren y, en el hipotético caso que uno abandone la carrera, se obtiene un 36% para quien termine siendo el candidato del ala progresista demócrata. Ese sería el tope del candidato progresista. Nada prometedor.

Por el contrario, si la fragmentación entre los candidatos definidos como moderados termina con el abandono de varios de ellos, quien quede (ya sea Biden, actualmente con 19.2%; Bloomberg, 14.2%; Buttigieg, 10.6; o Klobuchar, 4.6%), contaría con casi 50% de los votos de este sector. Por supuesto, esto asume que quedaría solo un candidato del ala moderada.

Pero una cosa son las especulaciones, cálculos y otra es la realidad que surge después de cada debate, de cada primaria. Y si nos guiamos por lo que ha acontecido hasta ahora, los intereses personales, la diferencia de recursos entre los candidatos, la percepción del electorado en esta era de polarización, es muy probable que este proceso no se defina hasta julio, en la Convención Nacional del partido que tendrá lugar en Milwaukee. Un panorama que prolongaría la ansiedad de los demócratas y mantendría las divisiones internas que, en última instancia, solo favorecen a un Donald Trump que cada vez más atrevidamente se prepara para la gran batalla que definirá su permanencia en la Casa Blanca y el futuro de la nación.

RESULTADOS DE LA PRIMARIA DEMÓCRATA DE NEW HAMPSHIRE

Bernie Sanders     25.7%    Delegados: 9  Total de Delegados: 21
Pete Buttigieg       24.4%    Delegados: 9  Total de Delegados: 22
Amy Klobuchar     19.8%    Delegados: 6  Total de Delegados: 7
Joe Biden                8.4%   Delegados: 0  Total de Delegados: 6
Elizabeth Warren    9.2%    Delegados: 0  Total de Delegados: 8

FUENTE: NF

Anuncios

Comenta / Comment