sábado, julio 11, 2020
More
    Inicio Arte Literatura Quienes hablan demasiado no tienen mucho que decir

    Quienes hablan demasiado no tienen mucho que decir

    Quienes hablan demasiado no tienen mucho que decir.
    El curso de la vida depende de cómo las cosas tomen su rumbo.
    Aprovechemos cada día lo mejor posible. Al fin y al cabo no contábamos con él.
    Resulta que hay países en los que el presidente no es elegido por el pueblo sino escogido por el sistema.
    El ejemplo que un padre le da a su hijo se lo está dando a los hijos de su hijo.
    No por vivir con calma se tiene una conciencia tranquila.
    La mujer al marido: “Disfruto mucho el tiempo que pasamos los dos. Siempre y cuando no estemos juntos”.
    Cada arruga es la huella que deja el ‘paso’ del tiempo.
    No hay mayor potencia que reconciliarnos con nuestras limitaciones sin limitar nuestro potencial.
    La grandeza del hombre está en reconocer que comparado con el Universo, es tan solo una pequeñez.
    El sexo consiste en la unión de dos cuerpos. Hacer el amor en la comunión de dos almas.
    A lo que más le temen las gallinas jóvenes es a las ‘patas de gallo’.
    Definición de Receta: Adivinanza de los médicos,
    Los placeres de la vida van y vienen como las olas del mar. El placer a la vida es permanente como el océano.
    El problema con la sabiduría está en que limita el conocimiento.
    Los ‘siete pecados capitales’ deben ser doce si agregamos el racismo, la discriminación, la hipocresía, la intolerancia y el egoísmo.
    El motivo por el cual muchos matrimonios fracasan es por el amor…propio.
    Hay quienes viven muriendo y quienes mueren viviendo.
    Aviso clasificado: Lo que la natura no da, silicona lo soluciona.
    La cosa más maravillosa del mundo es, por supuesto, el mundo.
    Todos nacemos un día esperado y morimos un día inesperado.
    Llevamos una vida tan ocupada que para estar con uno mismo, hay que hacerlo en el tiempo libre.
    No olvidemos que con el pasar de los años debemos acordarnos de la memoria.
    Definición de Lujuria: Necesidad de lo innecesario.
    Rafael Carvajal
    Rafael Carvajal
    Rafael Carvajal nació en Bogotá, Colombia. Tras cursar estudios de periodismo en su país, se radicó en Los Angeles, California. Sus escritos han sido publicados en revistas y periódicos tanto en Estados Unidos como en Colombia. Su forma de esribir denota una mezcla de filosofía lógica con humor absurdo. Es miembro fundador de la peña literaria La Luciérnaga de Los Angeles.

    DEJA UNA RESPUESTA

    Por favor ingrese su comentario!
    Por favor ingrese su nombre aquí

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Publicaciones recientes

    Purga de latinos en el comité de distritos electorales de California

    Es inconcebible que un grupo tan vasto como el latino, el mayor del estado, haya quedado totalmente fuera del proceso de determinar la división de los distritos del Congreso federal y la Legislatura estatal

    La realidad nacional de El Salvador, por Roberto Cañas

    El Salvador necesita un acuerdo nacional inclusivo de largo alcance que salve a la Nación de la grave crisis en la que se encuentra sumergida. Ya es tiempo de iniciar procesos para rescatar el país social, política y económicamente

    Historias de inmigrantes: Ontario, California

    A las desventajas de no tener, en casi todos los casos, preparación académica, de ser pobre, de ser latino, hay que agregar lo que puede ser el colmo de las desventajas: ser indocumentado

    Estamos en Facebook y Twitter

    8,501FansMe gusta
    2,450SeguidoresSeguir

    Publicaciones al azar

    Crisis en el Perú: cierran el Congreso Nacional

    La semana pasada, el presidente peruano Martín Vizcarra, en medio de una disputa con el partido de oposición, tomó la drástica medida de disolver...

    De Partido Republicano a Partido Trump: una caída histórica

    Los republicanos empeñaron su palabra, su decencia, su historia y sus postulados escogiendo a su antítesis ideológica: Trump

    Un cuento de Manuel Gayol: Vicky en la vigilia del vigilante

    Este verano Vicky necesita resolver su problema. Quitarse de encima la vigilia del vigilante. Tampoco quiere continuar con esta vida de impaciencia y de miseria, de incertidumbres y de riesgos.