Armas de fuego: la gente tiene miedo a salir de casa

Un tercio de la población adulta estadounidense afirma que el miedo a las masacres con armas de fuego les impide ir a ciertos lugares y eventos

Armas de fuego en una feria
Armas de fuego en una feria: venta al aire libre

Adultos hispanos son dos veces más propensos que los blancos no hispanos a sentir estrés frecuente o constante relacionado con tiroteos masivos.

Cambia la opinión pública

Una gran mayoría de adultos en los Estados Unidos siente estrés provocado por las masacres con armas de fuego, y un tercio de los adultos afirman que el temor a tiroteos masivos les impide asistir a ciertos lugares y eventos, según una nueva encuesta sobre estrés y masacres con armas de fuego, realizada por la Asociación Americana de Psicología (American Psychological Association, APA).

“Está claro que las masacres con armas de fuego están provocando daños a nuestra salud mental, y debería preocuparnos particularmente que están afectando la vida cotidiana de muchos de nosotros”, expresó Arthur C. Evans Jr., PhD, director ejecutivo de APA.

“Mientras más eventos de este tipo ocurran en sitios a los que concurrimos frecuentemente, mayor será el impacto en la salud mental. No es necesario experimentar directamente esos acontecimientos para sentirnos afectados. Solo enterarse de que ocurrieron puede implicar un impacto emocional, y esto puede tener repercusiones negativas en nuestra salud mental y física”.

Para comprender mejor el impacto de los tiroteos en el estrés y la salud como secuela de las recientes y trágicas masacres de El Paso y Dayton, APA encargó la encuesta de representación nacional. La misma fue realizada en internet por The Harris Poll entre el 8 y el 12 de agosto, y contó con la participación de 2,017 adultos mayores de 18 años que residen en los Estados Unidos.

La encuesta actual reveló que más de tres cuartos de los adultos (79%) en los Estados Unidos afirman que sienten estrés como resultado de la posibilidad de un tiroteo masivo. Además, muchos adultos reportan que están cambiando de conducta a consecuencia del miedo a las masacres con armas de fuego. Asimismo, cerca de uno de cada tres adultos (32%) siente que no pueden salir a alguna parte sin preocuparse por ser víctimas de una balacera; mientras que aproximadamente el mismo porcentaje (33%) afirma que el miedo les impide asistir a ciertos lugares y eventos. Además, cerca de un cuarto (24%) de los adultos reporta cambios en sus vidas a causa del miedo a los tiroteos.

Uno de cada tres adultos no puede salir a alguna parte sin preocuparse por ser víctimas de una balacera; el mismo porcentaje afirma que el miedo les impide asistir a ciertos lugares y eventos Clic para tuitear

Cundo se les preguntó cuáles sitios le provocan estrés relacionado a la posibilidad de que ocurra una masacre, las respuestas más comunes de los adultos incluyeron eventos públicos (53%), centros comerciales (50%), escuelas o universidades (42%) o cines (38%), mientras que solo uno de cada cinco (21%) asegura que nunca siente estrés como resultado de la posibilidad de una balacera.

“Las masacres con armas de fuego son un problema de salud pública, y es necesario que adoptemos un método integral de salud pública para comprender e idear soluciones políticas duraderas”, agregó  Evans. “Es importante que la gente y los legisladores se den cuenta de que no es un problema sin solución, sino algo cuya posibilidad de cambio está en nuestras manos”.

Los adultos hispanos (32%) son más propensos que los adultos blancos no hispanos (15%) a afirmar que sienten estrés relacionado con la posibilidad de tiroteos con frecuencia o constantemente. Los adultos hispanos y afroamericanos también son más propensos que los adultos blancos no hispanos a desconocer cómo enfrentar el estrés que sienten como resultado de masacres con armas de fuego (44% de los adultos hispanos y el 43% de los afroamericanos vs. 30% de adultos blancos).

Lea también / Read Also
Schwarzenegger, un rey mago al revés

Por su parte, los adultos de la raza negra son más propensos a sentir que ellos o que alguien a quien conocen serán víctimas de un tiroteo masivo (60% en comparación con el 41% de los adultos blancos y el 50% de los adultos hispanos).

Mujeres atemorizadas

Las mujeres afirman sentirse estresadas con mayor frecuencia que los hombres ante la posibilidad de un tiroteo (85% vs. 71%), y los padres de niños menores de 18 años son casi dos veces más propensos que quienes no tienen niños de esas edades a decir que sienten estrés con frecuencia o constantemente ante la posibilidad de una masacre con armas de fuego (28% vs.16%). Además, el 62% de los padres aseguran “vivir con miedo de que sus hijos puedan ser víctimas de un tiroteo masivo”.

Para descargar gráficas relacionadas y obtener información sobre el control del estrés luego de un tiroteo, visite el sitio web www.stressinamerica.org.

Los resultados de este sondeo sirven de preámbulo a los resultados de la encuesta anual Stress in America™ de APA, que será publicada este otoño.

Lea también / Read Also
La ruta prometida: el camino del inmigrante

Para más información sobre el estrés y la salud conductual, visite www.apa.org/helpcenterParticipe en la conversación sobre el estrés en Twitter siguiendo @APA y #stressAPA.

Metodología

Esta encuesta fue realizada por internet en los Estados Unidos, entre el 8 y el 12 de agosto de 2019, con la participación de 2,017 adultos estadounidenses (mayores de 18 años) por The Harris Poll en representación de la Asociación Americana de Psicología (APA) por medio de su producto combinado Harris On Demand.

Las cifras correspondientes a edad, género, raza/origen étnico, nivel educacional, región e ingresos del núcleo familiar fueron ponderados donde se consideró necesario para que correspondieran con sus proporciones reales en la población. Además, se usó la ponderación de marcadores de propensión para adaptarse a la propensión de los participantes a navegar por internet.

Todas las encuestas y sondeos de muestra, independientemente de que usen o no muestreo de probabilidad, están sujetos a múltiples fuentes de error que son más a menudo imposibles de cuantificar o estimar, como errores de muestreo, errores de cobertura, errores asociados a falta de respuestas, errores asociados con la redacción de las preguntas y las opciones de respuesta, y las ponderaciones y ajustes posteriores a la encuesta.

Lea también / Read Also
Trump comienza campaña amenazando deportar a millones

Por tanto, se evita la utilización de las palabras “margen de error” pues tienden a confundir. Todo lo que puede calcularse son los diferentes errores posibles de muestreo con diferentes probabilidades para muestras puras, sin ponderar y al azar, con niveles de respuesta del 100%. Las mismas solo existen a nivel teórico, porque ningún sondeo publicado se acerca a este porcentaje ideal.

Las personas que dieron sus opiniones en esta encuesta fueron seleccionadas entre quienes aceptaron participar en nuestros sondeos. Se han ponderado los datos para reflejar la composición de la población adulta. Como la muestra se basa en quienes aceptaron participar en el panel en línea, no se pueden calcular estimados de error teórico de muestreo.

FUENTE: American Psychological Association

Gabriel Lerner
Acerca de Gabriel Lerner 248 Articles
Editor en jefe del diario La Opinión en Los Angeles. Fundador y co-editor de HispanicLA. Nació en Buenos Aires, Argentina, vivió en Israel y reside en Los Ángeles, California desde 1989. Es periodista, bloguero, poeta, novelista y cuentista. Fue director editorial de Huffington Post Voces entre 2011 y 2014 y anteriormente editor de noticias, también para La Opinión.

Be the first to comment

Comenta / Comment