Eugenio Derbez siempre al derbez

Su actitud es de desprecio hacia los mexicanos a los que les debe su éxito en Hollywood

En un mensaje en la plataforma X, el afamado actor Eugenio Derbez trata de manipular el voto del electorado mexicano para que regresen sus privilegios, sin importar que se puedan eliminar los apoyos a los mexicanos que por décadas fueron ignorados y empobrecidos.

Antes de decirte el por qué me animé a escribir una columna sobre la miseria de algunos seres humanos, a pesar de aparentemente tenerlo todo, te cuento que yo fui uno de los inmigrantes en LA que cuando llegó el actor Eugenio Derbez con su éxito «No se aceptan devoluciones» en el 2013. Fui a ver la película unas tres veces e invité a familiares y amigos para que la fueran a apoyar.

¿Pero por qué lo hice?

En ese momento me sentí orgulloso de ver un actor mexicano triunfando en el mercado estadounidense, saliendo en entrevistas en inglés con comediantes del mainstream que promocionaban la película y más allá de la calidad artística, el principal objetivo era apoyar a un mexicano triunfar en EEUU.

Once años más tarde, me arrepiento de haber apoyado a actores con tan poco valor moral y falta de empatía por sus connacionales y millones de seguidores que lo han hecho famoso y millonario. Es triste que este individuo no alcance a ver la diferencia que ha hecho el gobierno de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) en la gran mayoría de los mexicanos, e incluso, de millones de mexicanos en el exterior. Si, muchos de ellos que apoyaron a Derbez viendo o rentando sus películas.

Recientemente, el actor saco un video en su plataforma X para animar a los mexicanos a votar este 2 de junio, algo plausible, sin embargo, en una forma sutil dijo que el gobierno de Obrador había sido igual que todos los otros gobiernos (PRIAN) que empobrecieron al pueblo mexicano por décadas, así que urgió a sus seguidores a que hicieran lo mismo que se hizo en el pasado, votar para sacar de Palacio Nacional al partido que representa la actual administración. Y aunque no fue directo, el objetivo es sacar a Morena y votar por los partidos políticos que nos empobrecieron, nos robaron, nos desalojaron y a millones nos obligaron a marcharnos de nuestro país y alejándonos de nuestras familias.

Derbez te dice que él no cree en partidos políticos y prefiere votar por gente honrada, así que si el elector no encuentra a alguien en particular para votar, no importa, lo que importa es que voten y saquen a Morena de Palacio Nacional, ya vendrá un candidato que le interese el bienestar de México y que merezca su voto. No importa regresar al pasado porque todos los partidos políticos son igual de corruptos, según el actor.

Es triste ignorar los logros del pueblo mexicano

Es una lástima que Derbez no sepa, y si lo sabe, qué triste, que no reconozca la gran diferencia que ha hecho la actual administración en la vida de los mexicanos gracias a la infraestructura construida, particularmente en el sur del país que vendrá a vitalizar la zona con el Tren Maya y el tren Interoceánico, el aeropuerto de Tulum y el AIFA, la compra de una refinería en Texas y la construcción de Dos Bocas, entre muchas otras obras que han generado trabajos y preparado el terreno para las inversiones extranjeras que han llegado y seguirán llegando. Algo no visto, por lo menos en las pasadas administraciones del PRIAN y de ese partido de color naranja que no deja de ser el PAN, pero revolcado.

Y no hemos hablado de los programas sociales a todos los niveles y sectores, pero principalmente de la tercera edad a los que les devolvió la vida y una oportunidad de terminar sus días con dignidad a millones de mexicanos, luego de ser empobrecidos e ignorados por cuatro décadas.

Esto no es menor, los programas sociales han permitido a millones de familias mejorar un poco su calidad de vida y al mismo tiempo permitió a cinco millones de mexicanos salir de la pobreza.

Recordemos que el PRIAN y MC se han opuesto a casi todas las medidas que el gobierno de Obrador ha hecho, en infraestructura y en programas sociales, pero ahora dicen que si ellos llegan no eliminarán los programas sociales, que gracias a Morena son constitucionales. No obstante, si la oposición fuera mayoría seguramente si los eliminarían o evitaría que hubiera fondos para entregarlos como se establece en la Constitución. Esta conclusión es en base a sus comentarios y porque año con año estuvieron votando en contra de los programas.

Y qué podemos decir del trabajador mexicano: incremento histórico al sueldo mínimo, eliminación del subempleo (esclavitud moderna o sin ningún tipo de beneficios), incrementar de seis a 12 días las vacaciones y ahora lucha para que los mexicanos tengan una mejor pensión en edad de retiro.

¿Hace falta mucho por hacer?

Claro, pero ya vamos en el camino correcto, inclusive en cuestión de violencia donde en la mayoría de los rubros se ha disminuido enormemente: secuestro 73.3% a la baja, homicidios a la baja un 20%, feminicidio a la baja un 41%, robo total a la baja un 29.8% y robo de vehículo a la baja un 47%.

Respecto a la violencia del narco ya se contuvo el patrón que iba al alza, ahora ha ido bajando, pero hace falta hacer más, aunque ahí entran factores extranjeros, corporativos y gobiernos estatales que hacen que la lucha sea cuesta arriba. Así que decir que todos los partidos políticos son lo mismo es una verdadera manipulación.

La realidad es que el actor dejó de ser uno de los más beneficiados de sexenios pasados de los fideicomisos para el cine, inclusive en la producción de ‘No se aceptan devoluciones’ la cual fue protagonizada, escrita y dirigida por él mismo, pero con apoyo económico del pueblo.

Si, Derbez recibió 10 millones de pesos para su producción, ganó 99 millones de dólares, pero nunca regresó nada al fideicomiso, según la nota del diario El Imparcial de Sonora.

Es lamentable que un actor tan exitoso como Derbez lejos de querer el beneficio de la mayoría de la gente, especialmente los que menos tienen, busque el regreso de administraciones pasadas donde la desigualdad incrementó de forma exponencial, y todo a cambio de recibir «apapachos» económicos, como lo describiría el escritor Héctor Aguilar Camín, otro de los opositores más activos contra la actual administración y que sueña con el regreso del PRIAN a la presidencia de México.

Por esto y porque piensa que a un joven no se le tiene que pagar si es que trabaja con él en las redes sociales, ya que debe de ser un honor emplearse con el actor como si los jóvenes no comieran. Y por su supuesto, el Tren Maya y su constante oposición en nombre del medio ambiente; aunque el caribe ha sido destruido desde hace medio siglo por las empresas privadas, pero ahora que se trata de una obra pública para conectar la región, ahora sí hay que protestar. Y no es que porque destruyeron unos, el gobierno también tiene derecho a destruir, pero se ha tratado de minimizar los daños para que no se afecte el medio ambiente, las ruinas que ahora podrán ser visitadas, e inclusive, la administración de Obrador es la que más áreas naturales protegidas a decretado que cualquier otro gobierno.

Es lamentable, pero como inmigrante, prometo no volver a ver una producción donde aparezca el actor, no entiendo como no ve que su éxito ha sido y seguirá siendo gracias a esa gente que hasta el momento, lo único que ha mostrado con sus actitudes es desprecio, ignorancia y falta de empatía hacía su gente. Seamos sinceros, sin los mexicanos en Estados Unidos, su éxito en Hollywood no hubiera sucedido.

Agustín Durán es inmigrante en LA desde 1992 y actual editor de la sección de Metro de La Opinión.

Autor

  • Agustín Durán

    Agustín Durán es un inmigrante que ha ejercido el periodismo en diferentes medios de Los Ángeles por 23 años y actualmente es editor de Metro de La Opinión. Es graduado de Ciencias de Comunicación en Ciudad de México y tiene una maestría en Comunicación Masiva de la universidad de Northridge. Es padre, esposo y es tan escéptico que no le cree ni a su madre cuando le dice ´te quiero´, se lo tiene que probar.

    Ver todas las entradas

Agustín Durán

Agustín Durán es un inmigrante que ha ejercido el periodismo en diferentes medios de Los Ángeles por 23 años y actualmente es editor de Metro de La Opinión. Es graduado de Ciencias de Comunicación en Ciudad de México y tiene una maestría en Comunicación Masiva de la universidad de Northridge. Es padre, esposo y es tan escéptico que no le cree ni a su madre cuando le dice ´te quiero´, se lo tiene que probar.

Comenta aquí / Comment here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Descubre más desde HispanicLA: la vida latina desde Los Ángeles

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo