Un video muestra a un funcionario del gobierno de Andrés Manuel López Obrador amagando a inmigrantes con quitarles a sus hijos y deportarlos si no se mueven a otro albergue, donde supuestamente recibirían atención.

La grabación de casi dos minutos obtenida por esta redacción expone cuando el representante ubicado como parte del Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia (DIF) acusa a los centroamericanos de no darle la atención adecuada a menores, por lo que la ley lo faculta para llevárselo a otras instalaciones.

La amenaza

El nombre del representante gubernamental no fue revelado, pero afirma que la ley lo faculta para llevarse al menor. En el diálogo con uno de los padres intervienen otros inmigrantes, quienes se ubican en Matamoros, Tamaulipas, según un reporte de Texas Civil Rights Project.

“Lo que no pueden recibir es atención, entonces yo se las vengo a ofrecer… Y si ustedes no quieren, entonces… a mí me faculta la ley”, dice el funcionario. “Ahora, y no lo voy a perjudicar a usted, le voy a perjudicar a su hijo y a su familia, porque yo al niño lo voy a regresar a su país y allá va a estar en otro albergue”.

Lea también / Read Also
Ellos y nosotros: son migrantes, fuimos migrantes

Karla Vargas, abogada del Texas Civil Rights Project, acusó que este caso corresponde al programa “Permanecer en México” que el gobierno del presidente Donald Trump implementó para enviar a peticionarios de asilo a México, donde deberán esperar una respuesta a su solicitud.

“Este tipo de amenaza extrema y sin detalles es común y le añade al miedo al que los solicitantes de asilo están expuestos dentro del programa Permanece en México”, criticó Vargas.

Los centroamericanos, de quienes tampoco se proporcionaron nombres, reaccionan ante la amenaza y califican la acción como un secuestro.

El diálogo

INMIGRANTE 1: Ese es un autosecuestro (sic) que está haciendo, hermano.

FUNCIONARIO: Mira, eso es lo que a mí me faculta la ley.

INMIGRANTE 1: ¿Le parecería a usted que le fueramos a agarrar a un niño a la fuerza a su casa? ¿A usted le gustaría que alguno de nosotros le fuera a agarrar a algún niño de ustedes?

FUNCIONARIO: Yo le estoy ofreciendo la ayuda.

INMIGRANTE 1: ¿Y por qué hasta ahora viene, señor, si ya tenemos cuatro meses de estar acá?

Lea también / Read Also
Mc Darmouth y los Yankees que no hablan español

INMIGRANTE 2: Ya no lo necesitamos ya.

FUNCIONARIO: El albergue donde…

INMIGRANTE 2: Señor, aquí ya no ocupamos nada, aquí no han venido a dar medicamentos ni nada, ¿por qué hasta ahora vienen?

FUNCIONARIO:  Es que ustedes no se han acercado…

INMIGRANTE 2: Ustedes están enterados de todo esto… No es nuevo esto.

INMIGRANTE 1:  Allá a un albergue y cuando nos dejan aquí… este es el albergue.

FUNCIONARIO:  Yo le estoy dando el albergue…

INMIGRANTE 1:  Pero ahora por qué, señor, tenemos tres meses (sic) de estar acá… Aquí estamos bien ya.

INMIGRANTE 2:  Más de tres meses no se me ha enfermado…. ¿Le gustaría a ustedes que se llevaran a un hijo de ustedes a la fuerza?

INMIGRANTE 1: Pero no andes diciendo que a la fuerza porque eso no es motivo…

FUNCIONARIO:  Le vuelvo a repetir, a mí me faculta la ley para hacerlo… si ustedes no le están dando las atenciones que el niño necesita.

INMIGRANTE 1: Porque no han dado la atención ustedes como gobierno, ustedes deben de dar la atención… ¿por qué no ayudan? ¿En qué artículo está que usted puede llevarse a niños ala fuerza?

Lea también / Read Also
Políticas migratorias que parecen terroristas

Una situación precaria

La abogada Vargas señaló que los inmigrantes enfrentan situaciones precarias en los Estados Unidos, pero son enviados a México donde su condición empeora al quedarse en el limbo.

“Después de que intentan sobrevivir en las precarias condiciones a las que han sido enviados, además de las amenazas de ser separados de sus familias en Estados Unidos, ahora tienen que escuchar lo mismo de las agencias del gobierno mexicano”, señaló.

El nombre del representante gubernamental, quien iba con otros funcionarios, no fue revelado.

Se solicitó una postura oficial al gobierno mexicano, pero no se obtuvo respuesta hasta la publicación de esta historia.

Este artículo fue originalmente publicado por Impremedia.

Comenta / Comment