Los demócratas: Trump sí, Bernie no

Hillary Clinton lo comprueba, para el Partido Demócrata cuatro años de Trump son preferibles a una victoria de Bernie Sanders; no hay duda que el reto más grande de Sanders para llegar a la presidencia es el Partido Demócrata y no Trump, a quien ha vencido en innumerables encuestas

Los demócratas: trump sí, bernie no

Bernie Sanders representa una amenaza para el Partido Demócrata, principalmente porque el que se suponía era el partido del pueblo, el partido contra la guerra, contra los recortes de impuestos y a favor de programas sociales, ya no lo es.

Republicanos disfrazados

Hay quien afirma que los dirigentes del Partido Demócrata ya son republicanos disfrazados. Sí, ocasionalmente se manifiestan contra la guerra. A diario hablan lo peor de Donald Trump. Pero a la hora de apoyar las propuestas del Presidente de recortes de impuestos o más dinero para la guerra, lo apoyan sin reparos.

En este sentido, el Partido Demócrata preferiría cuatro años más de Trump que una victoria de Bernie Sanders. La razón: con Trump también ellos se benefician, mientras que con Bernie se verían obligados a representar más al pueblo, a la gente, a ese 99% de la población.

Ya lo dijo el cineasta Michael Moore, los dos grandes partidos políticos son los que promueven los intereses del 1%. El 99% no tiene representación en Washington.

‘Nadie lo quiere’

Es por eso que tienen miedo de Bernie Sanders. Sanders representa a ese 99% que busca un seguro médico para todos. Busca educación superior accesible – ya lo fue antes – y una reforma migratoria, de la cual se han olvidado los demócratas.

En un documental, Hillary Clinton dice que a Sanders “nadie lo quiere” y que en el Congreso “nadie quiere trabajar con él”. Es una muestra de que el Partido Demócrata es hoy un partido que hace mucho dejó de representar los intereses de la gente para representar a los corporativos.

Esto quiere decir también que la “democracia” en la que vivimos es impuesta por dos partidos que representan al 1%. Pero necesitan hacerle creer a ese 99% que los representan a ellos. Y eso lo hacen en forma impecable a través de los medios masivos de los que son también dueños.

Es por eso que a menudo vemos medios como CNN, MSNBC y el New York Times, entre otros, desprestigiar a Sanders. Hasta el popular expresidente Barack Obama ya lo expresó: si Sanders sube en las encuestas él tratará de evitarlo. Ahora fue el turno de Clinton de atacarlo. Más adelante vendrán otros.

El reto más grande

Con todo esto, no hay duda que el reto más grande de Sanders para llegar a la presidencia es el Partido Demócrata y no Trump, a quien ha vencido en innumerables encuestas.

Desafortunadamente los líderes del Partido Demócrata no se dan cuenta de que un ataque a Sanders es un ataque al pueblo que en un momento votó por ellos. Pero precisamente gracias a ese voto, es que hoy vivimos en una sociedad con las mayores desigualdades sociales en la historia del país.

Agustín Durán, es editor de Metro de La Opinión.

Lee también

Lo que está en juego en 2020

Derrotar a Trump en 2020 es no solamente posible, sino probable

Trump tenía razón, los medios de comunicación tienen la culpa

 

 

Comenta / Comment