sábado, enero 9, 2021
Más

    Dos poemas y una presentación de Joaquín López

    Con tres velas 

    Con tres velas blancas blancas  blancas

    con tres cruces de ceniza negra negra negra

    mi madre sola sola sola

    con tres padre nuestros

    y tres avemarías

    aquietaba  la tormenta

    disipaba nubarrones.

    Con tres velas blancas blancas  blancas

    con tres cruces de ceniza negra negra negra

    ven hoy madre con todos todos todos

    con los que están y los que se fueron

    y con tres avemarías

    y con tres padrenuestros

    calma las tormentas de mi alma

    aclara estos nubarrones que ciegan mis caminos.

     

    Y éramos libres 

    Frases vacías, 

    mecanizadas. 

    Atornillada sensación 

    calculada 

    en pensamientos desechables. 

    La vida se pierde 

    triturada en una máquina. 

    La alegría y el encanto 

    asfixiados por susurros de metralla. 

    Y todo perdió sentido. 

    Todo perdió gracia. 

    En frascos de vano lustre 

    arriban hoy los colores y los días. 

    La soledad y el vacío 

    lo abarcan todo. 

    Y éramos libres, 

    libres, 

    como 

    un 

    hombre 

       solo, 

    en el 

    centro 

    de la 

    tierra.

    Sobre Cartas de las distancias

    Cartas de las distancias son poemas que han estado deambulando por mucho tiempo entre mis carpetas. Son poemas volanderos, como esas hojas de otoño que el viento arrastra de un lugar a otro, y que no conocen su destino final. 

    Muchos de estos poemas han sido leídos en tertulias, librerías, parques a través de los años, y recibieron críticas encomiables por parte de amigos, y amantes de la poesía. 

    Hoy estos poemas han encontrado su destino. Están aquí para tu disfrute, para que experimentes el mismo deleite o desazón que provocó escribirlos. 

    Tú eras el destino de estos poemas que hoy se desnudan ante tus ojos. Buscaban un lector que los acogiese en su corazón y sus estantes. 

    Lee también

    Madre, un poema de Oscar René Benítez
    Poemas, música, política, artes plásticas y hasta chistes… en el Fogón de Hispanic LA
    El origen de la soledad

    Joaquín M. López Nacido en 1966, en Jamundí, Valle, Colombia. Mientras aprendía a leer y a escribir, al ritmo de las vocales y las consonantes llegó también la poesía. Fue un gran encuentro y descubrimiento al mismo tiempo. Las mismas palabras que podía usar para sobrevivir en un mundo hosco y urgido de resultados prácticos para la subsistencia, podían ser usadas para crear mundos paralelos de belleza y fantasía. En otras palabras, la poesía era la llave que le trasmutaba en un dios, un dios de la palabra y el ingenio. Su primer poema fue publicado en el Periódico el Rotativo Diferente de Jamundí a una temprana edad.

    Premios: Rafael Reyes, El Mexicano Universal 1990; Casa de La Cultura de Long Beach 1994; Poetry in the Windows, Highland Park 1995

    Nos interesa tu comentario / We are interested in your comment

    Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

    Lo más reciente

    Ataque al Capitolio, una traición a la democracia

    Si tanto les disgusta la democracia, deberían considerar mudarse a alguna de las dictaduras que tanto defiende su líder Trump. Rusia no estaría mal, para empezar

    Cruzando Líneas: Volver a creer

    Estamos viviendo el lado más oscuro de la pandemia, pero también el de más luz. Cerramos los ojos para ver, sentir, rogar, rezar, descansar, suplicar, recordar, imaginar, fantasear y agarrar vuelo.

    Donald Trump: El ocaso de una nefasta presidencia

    El presidente Donald Trump ha mostrado consistentemente que solo piensa en él mismo y no en su país. Aun en los días finales de su nefasta presidencia hace todo lo que puede para conservar su poder, alimentar su ego y debilitar la democracia

    Estamos en Facebook y Twitter

    4,568FansMe gusta
    1,974SeguidoresSeguir