viernes, noviembre 27, 2020
Más

    El pueblo hondureño tiene derecho a rebelarse

    Menos de cuatro semanas después, los militares de Honduras organizaron un golpe de estado que derrocó al presidente Manuel Zelaya. En otras épocas, los adictos a las teorías conspirativas hubieran inmeditamente asegurado que la mano de la CIA, el Departamento de Estado y la United Fruit estaban detrás de la asonada militar. Pero en esta nueva era, la administración estadounidense, en vez de ponerse del lado de la conspiración militar salió en defensa del orden constitucional.

    La crisis institucional en esta nación de 8 millones, comenzó el jueves pasado cuando el presidente Zelaya destituyó al jefe del Estado Mayor Conjunto, el general Romeo Vázquez Velázquez, por negarse a cooperar con la logística asociada a una consulta electoral que se debía realizar el domingo. Este sería el primer paso de un proceso que llevaría, de ser aprobado, a una posible Asamblea Constituyente que tendría la misión de reformar la carta fundamental de la nación.

    Miedo a los trabajadores

    Pero parece que los militares hondureños, y sus aliados de las clases propietarias más acomodadas, le tienen pavor a la idea de auscultar la opinión de esa gran mayoría de trabajadores y campesinos que, con un ingreso per capita de $4,400, viven en uno de los países más pobres de las Américas. Por eso es que el domingo, bajo las órdenes del depuesto general Vázquez, un comando de soldados encapuchados entró a los tiros en la casa del presidente Zelaya, lo secuestraron, lo pusieron en un avión y lo dejaron, en pijamas, en un aeropuerto de Costa Rica.

    Ante tremenda ofensa, es totalmente irrelevante si Zelaya, como algunos lo acusan, estaba desobedeciendo las órdenes de las cortes judiciales de suspender la consulta electoral. Si ese fuese el caso, hay que recordar que Honduras, hasta el momento del golpe, era una sociedad de leyes y que existían los mecanismos constitucionales a fin de hacerlo responsable por sus acciones. El item 15, del artículo 205, del capítulo 1, del título 5, de la Constitución hondureña, referido a “Los poderes del estado”, establece que es prerrogativa del poder legislativo “Declarar si hay lugar o no a formación de causa contra el Presidente…”

    O sea que, claramente, la misma Constitución incluye los instrumentos y procedimientos para lo equivalente a un juicio político contra el presidente. Pero en vez del juicio optaron por el secuestro.También es irrelevante si Zelaya se estaba alineando con el izquierdista venezolano Hugo Chávez, como acusan histéricamente algunos sectores privilegiados de Honduras. La política exterior de Honduras la establece el poder ejecutivo ya que la Constitución Nacional (item 12, artículo 245, capítulo 6, título 5) dice que el presidente tiene la responsabilidad de “Dirigir la política y las relaciones internacionales”.

    Condena unánime

    Por eso no extraña que la comunidad internacional, pasando por la Asamblea General de las Naciones Unidas, la Organización de Estados Americanos y hasta la Unión Europea hayan unánimemente criticado al golpe y hayan exigido el retorno al orden constitucional. Esta legitimización de la administración Zelaya implica la criminalización del golpe militar y, por ende, la reafirmación del principio fundamental de que el pueblo, en base a una doctrina que se origina con filósofos de la Ilustración como Rousseau, Locke y Montesquieu, tiene el derecho a rebelarse ante una autoridad ilegítima. La misma Constitución Nacional establece esta idea en su artículo 3, capítulo 1, título 1, al afirmar que “Nadie debe obediencia a un gobierno usurpador ni a quienes asuman funciones o empleos públicos por la fuerza de las armas o usando medios o procedimientos que quebranten o desconozcan lo que esta Constitución y las leyes establecen. Los actos verificados por tales autoridades son nulos. El pueblo tiene derecho a recurrir a la insurrección en defensa del orden constitucional”.

    Cuando el presidente de Honduras Manuel Zelaya se baje del avión en ese retorno histórico, no solamente estará defendiendo su derecho a terminar su mandato constitucional sino que, aún más importante, estará reafirmando que América Latina está encaminada en este nuevo sendero democrático y que finalmente dejó atrás las aventureras militaristas de otras épocas.

    Néstor Fantini
    Néstor Fantinihttps://twitter.com/nestorfantini
    Co-editor de HISPANIC LA, profesor adjunto de sociología en Rio Hondo College, Whittier, CA, y consultor de Knovva Academy, Boston, MA.

    Notas relacionadas

    El velatorio de Diego Armando Maradona, en directo

    Velatorio de Diego Armando Maradona: Cientos de seguidores comenzaron en la noche del miércoles a agruparse en las inmediaciones de la Casa Rosada para despedir a Diego Armando Maradona, velado desde las 6 en un salón de la Casa de Gobierno. La ceremonia pública se extenderá hasta las 16, hora de Buenos Aires.

    Feliz Día de Gracias de Hispanic LA

    Sea lo que sea, historia, religión, familia, sea lo que sea que signifique para cada uno.

    Los niveles de seguridad que propone Fauci durante COVID-19

    ¿Enviaría a mis hijos a la escuela con las precauciones adecuadas? ¿Cuándo confiaré en una vacuna? A la última pregunta, siempre respondo: cuando vea a Anthony Fauci recibir una.

    4 COMENTARIOS

    Comments are closed.

    Lo más reciente

    El velatorio de Diego Armando Maradona, en directo

    Velatorio de Diego Armando Maradona: Cientos de seguidores comenzaron en la noche del miércoles a agruparse en las inmediaciones de la Casa Rosada para despedir a Diego Armando Maradona, velado desde las 6 en un salón de la Casa de Gobierno. La ceremonia pública se extenderá hasta las 16, hora de Buenos Aires.

    Feliz Día de Gracias de Hispanic LA

    Sea lo que sea, historia, religión, familia, sea lo que sea que signifique para cada uno.

    Los niveles de seguridad que propone Fauci durante COVID-19

    ¿Enviaría a mis hijos a la escuela con las precauciones adecuadas? ¿Cuándo confiaré en una vacuna? A la última pregunta, siempre respondo: cuando vea a Anthony Fauci recibir una.

    Entre Maradona y yo

    Nuestro encuentro fue un asunto de vida ante la muerte Dicen que escapó de un sueño En casi su mejor gambeta Que ni l...

    Estamos en Facebook y Twitter

    4,573FansMe gusta
    1,976SeguidoresSeguir

    Los 5 populares de la semana

    Chau, Diego del alma

    A Maradona, lo vi jugar por primera vez en la cancha de Atlanta cuando yo tenía unos 11 años. Debe haber sido a fines de 1976 o comienzos del 77.

    Entre Maradona y yo

    Nuestro encuentro fue un asunto de vida ante la muerte Dicen que escapó de un sueño En casi su mej...

    Los pensamientos de José Saramago

    Esta es simplemente una recopilación de rayones en libros, suficientes para quienes nunca lo “conocieron”, sepan lo que se están perdiendo. Porque como él mismo nos repitió hasta el cansancio: mientras se esté vivo, nunca es tarde.Esta es simplemente una recopilación de rayones en libros, suficientes para quienes nunca lo “conocieron”, sepan lo que se están perdiendo. Porque como él mismo nos repitió hasta el cansancio: mientras se esté vivo, nunca es tarde.

    Peronismo: democracia de masas o fascismo posible

    Si hay algo en lo cual detenerse a la hora de intentar comprender el fenómeno del peronismo es, a nuestro juicio, la heterogeneidad de sus componentes y de ideas propugnadas, según el problema que se enfrente y la coyuntura histórica por la que se atraviese

    AD10S DIEGO, por Allan Mcdonald

    Diego Armando Maradona, 30 de octubre de 1960, Lanús, 25 de noviembre 2020, Tigre, Argentina ...