Fábulas cumple 350 años

El 31 de marzo de 1668, Jean de La Fontaine (1621-1695), publicó el primer tomo de “Fábulas”. Era una recopilación de 124 historias de una amplia variedad de fuentes, tanto occidentales como orientales. Sus protagonistas eran animales, insectos, seres mitológicos o personas “especiales”, que Jean de La Fontaine adaptó al verso libre en francés.

Al principio eran relatos cómicos, matizados e irónicos. Originalmente estaban dirigidos al público adulto, pero luego ingresaron al sistema educativo, exigiendo su aprendizaje en las escuelas.

Otros tomos fueron publicados en 1669, 1671, 1678, 1679, 1682, 1685 y 1694. En total llegan a más de 300 fábulas.

Fábulas cumple 350 años
La tortuga y la liebre / Wikimedia

Muchas eran adaptaciones de fabulistas clásicos griegos, como Esopo, Fedrus y Babrius, y fábulas orientales del hindú Bidpai (Pilpay).  Incluso tomó las comedias de Boccaccio, Ariosto, Tasso y Maquiavelo también fueron fuentes de sus relatos.

Es importante aclarar que ninguna fábula fue una creación de La Fontaine. Todas fueron adaptaciones, a las que La Fontaine agrega una rara distinción en la narración, la destreza, la flexibilidad de la estructura métrica, el humor moral y el arte de su aparente ingenuidad.

Crítica Monárquica

Todas las fábulas tienen en común el conocimiento profundo de las debilidades de la naturaleza humana. Transmiten doctrinas y simpatías sociales, más democráticas de lo que la situación monárquica habría tolerado, ya que debemos recordar que las “Fábulas” fueron
publicadas con 111 años de antelación a la “Revolución Francesa” de 1789. Por lo tanto, toda crítica directa al régimen monárquico podría hacer “rodar la cabeza” de su autor.

Lee también:   Calor extremo: nombran funcionaria en Los Ángeles

Formaba parte del famoso cuarteto intelectual “Rue du Vieux Colombier”, que agrupaba a La Fontaine, Racine, Boileau y Molière. Por esto escribió su “Fabulas” para una audiencia sofisticada, tal vez socialmente antimonárquica. Rápidamente pasaron a brindar una excelente educación moral para niños. Su traductor al inglés, Charles Denis, que las convirtió del verso a la prosa, dedicó sus Fábulas Selectas (1754) al heredero de dieciséis años al trono de Inglaterra.

Algunas de estas fábulas más recordadas son: La hormiga y la cigarra, El zorro y las uvas, La tortuga y la liebre, El lobo y el cordero, El gallo y el zorro, La bellota y la calabaza, El gato y una rata, El perro y el lobo, La paloma y la hormiga, El águila y el escarabajo, Las dos palomas, La mosca y la hormiga, El zorro y el cuervo, La rana y el ratón, Los buitres y las palomas, El ganso que puso los huevos de oro, El
caballo y el burro, La novilla, la cabra y la oveja en compañía del león.

Perfil del autor

Cesar Leo Marcus, nació en Buenos Aires, Argentina.
Doctor (PhD) en Logistica Internacional y Comercio Exterior, y Máster (MBA) en Sociología Económica, fue profesor de ambas cátedras en las Universidades de Madrid (España) y Cordoba (Argentina).
Periodista, publica en periódicos de California, Miami y New York. Escritor, publico 12 libros, y editor literario, director de Windmills Editions. Actualmente reside en California.

Lee también:   Biden-AMLO y la lejana reforma migratoria

En portada

EDITORIAL

Lo más reciente

Relacionado