Aumentan incidentes de odio contra comunidad LGBTQ+

Alrededor del 20% de todos los delitos de odio que fueron reportados en distintas partes del país estaban relacionados con la orientación sexual y el género de la víctima

“¿Van a disparar contra nuestras escuelas ahora? ¿Así es como va a ser?” decía el amenazador mensaje en audio que se envió a la Human Rights Campaign, una de las más destacadas organizaciones de protección de los derechos LGBTQ+ en los Estados Unidos. “Estamos esperando. Y si quieren una guerra, tendremos una guerra”.

El mensaje de odio fue enviado por un hombre que las autoridades localizaron en Baltimore y que terminó siendo arrestado.

La amenaza era en respuesta al ataque perpetrado por una persona identificada como transgénero contra una escuela de Nashville, Tennessee, el 27 de marzo pasado. En el incidente, la asesina mató a seis personas, incluyendo a tres niños de tan solo nueve años de edad.

La derecha conservadora aprovechó la identidad de género de la asesina para transformar el incidente en lo que definen como una guerra cultural.

El mensaje de odio contra Human Rights Campaign y el oportunismo de la derecha conservadora son pequeños ejemplos de conductas similares que se repiten en distintos rincones del país y que, en gran medida, son consecuencia de la retórica intolerante de conservadores, evangelistas y simpatizantes de organizaciones ultranacionalistas.

Y que no quepa la menor duda que todo esto no son incidentes aislados. Por el contrario, parecerían ser parte de una ofensiva anti LGBTQ+, en tiempos preelectorales, que está liderada por destacadas figuras del partido republicano quienes desde instituciones del estado proponen legislación con un alto contenido intolerante.

“La comunidad LGBTQ+ está siendo atacada en las legislaturas de todo el país y en las plataformas de las redes sociales. Esta retórica violenta y llena de odio conduce al estigma y a la violencia física”, afirmó Elizabeth Bibi, de la Human Rights Campaign, en un comunicado de prensa. «En la medida en que vemos a políticos radicales sembrar el odio y el miedo con una retórica anti-LGBTQ+, hemos visto multiplicarse las amenazas físicas contra nuestra comunidad, desde hombres armados en los Desfiles del Orgullo, hasta amenazas de violencia contra espectáculos de drag en bibliotecas locales, amenazas de bomba en hospitales para niños, al aumento de violencia mortal contra miembros de nuestra comunidad, especialmente contra mujeres transgénero de raza negra».

Esta preocupación se ve confirmada por estadísticas del Departamento de Seguridad Nacional (DHS) que sugieren un incremento alarmante en el número de amenazas de violencia contra la comunidad LGBT+.

“Estos incidentes incluyen acciones vinculadas a eventos con temática drag, tratamientos para la afirmación de género y los planes de estudios LGBTQIA+”, dice el reporte de DHS.

La preocupación de las autoridades es que los eventos que generan las amenazas y las convocatorias al uso de violencia podrían servir también para motivar a extremistas a atacar objetivos más visibles, como centros de salud de atención a miembros de la comunidad LGBTQ+, que producirían un efecto propagandístico mayor.

“Los ataques de alto perfil contra escuelas e instituciones religiosas, como el reciente tiroteo en Nashville, históricamente han servido de inspiración para que las personas realicen ataques de imitación”, dice el informe de DHS.

De acuerdo a estadísticas de la policía federal (FBI), alrededor del 20% de todos los delitos de odio que fueron reportados en distintas partes del país en 2021 estaban relacionados con la orientación sexual y el género de la víctima.

En por los menos 14 estados con legislaturas y gobernadores republicanos se han propuesto y aprobado proyectos de leyes que restringen o prohíben la atención médica para la afirmación de género de personas menores de edad legal.

Entre ellos se encuentran Florida y Tennessee.

Ron DeSantis, en marzo de 2022, aprobó la ley conocida como «No digas gay» que prohíbe la instrucción sobre orientación sexual o identidad de género desde el jardín de infantes hasta el tercer grado. Más tarde, el Consejo de Educación de Florida extendió las restricciones para incluir a todos los grados.

Tennessee es otro estado que se ha destacado por sus propuestas draconianas.

En marzo, Tennessee se convirtió en el primer estado en restringir eventos públicos que incluyan drags. La HB 9 y la SB 3 criminaliza la conducta de una «una persona que participe en una función de cabaret para adultos en una propiedad pública», o donde puedan verla menores de edad.

Con el país dividido respecto a cuáles son los valores morales que deben prevalecer y camino a las cruciales elecciones de 2024, no cabe dudas que temas relacionados con la comunidad LBGTQ+ continuarán siendo debatidos intensa y apasionadamente. Lo que sugiere un peligroso terreno proclive para que sectores intolerantes filtren su mensaje de odio. Educar sobre estos temas es más imperante que nunca.

Este artículo fue apoyado en su totalidad, o en parte, por fondos proporcionados por el Estado de California y administrados por la Biblioteca del Estado de California.

Autor

  • Martín Ocampo

    Escritor y periodista de Paysandú, Uruguay, quien actualmente reside en Nueva York, EE.UU., en donde ha trabajado en diversos medios. Su corazón es charrúa y su pluma es latina.

    Ver todas las entradas

Martín Ocampo

Escritor y periodista de Paysandú, Uruguay, quien actualmente reside en Nueva York, EE.UU., en donde ha trabajado en diversos medios. Su corazón es charrúa y su pluma es latina.

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba

Descubre más desde HispanicLA: la vida latina desde Los Ángeles

Suscríbete ahora para seguir leyendo y obtener acceso al archivo completo.

Seguir leyendo