Detener los delitos de odio es el objetivo

El condado de Los Ángeles aprueba una moción que permitirá destinar fondos para el programa LA vs Hate que le hace frente a este tipo de crimen en una forma más profunda en las comunidades. Evitar normalizar y detener el crecimiento de los delitos de odio es el objetivo.

La impunidad ante el odio y la discriminación

Los constantes ataques de odio a los que Julia García, una inmigrante trans de 61 años, es sometida constantemente por su aspecto físico y orientación sexual en las calles de Los Ángeles ya los había normalizado.

Ella dice que por años ha sido atacada y amenazada en las calles, pero que dejó de reportarlo a la policía porque no llegaban a auxiliarla, y la única vez que llegaron, los perpetradores salieron libres inmediatamente.

Agregó que en una ocasión unos individuos le sacaron la pistola, otras veces le han aventado botellas tratando de agredirla y en otra ocasión a una de sus amigas le dieron un botellazo en la cabeza.

delitos/odio

“Siempre nos ofenden, se burlan de nosotras y nos dicen que ojalá nos muriéramos todas las mujeres trans, que no deberíamos de existir”, explica.

“Es una pena que el miedo me paralice y no tenga el valor de hablarle a la policía. Pero es gente que vive en esta misma área y una denuncia a las autoridades me pondría en una situación muy vulnerable”.

Julia no tiene documentos y vive en su camioneta en los alrededores de West LA y MacArthur Park. Es por eso que prefiere no meterse en problemas con sus agresores y por ahora prefiere aguantar todo tipo de abuso verbal.

Lee también:   Calor extremo: nombran funcionaria en Los Ángeles

Este tipo de ataques, es uno de los que el condado quiere visualizar para evitar que se siga normalizando. Es por eso que invita a los angelinos para que marquen el 211 y reporten los delitos o situaciones de odio para dar un seguimiento que ayude a minimizar ese delito.

Incrementan crímenes de odio

De acuerdo al reporte anual del fiscal general de California, los delitos de odio se incrementaron en un 47.5% del 2020 al 2021, en pleno momento en que estalla la pandemia.

A nivel local, en el condado de Los Ángeles a través de su programa LA vs Hate [Los Ángeles contra el odio], se reveló que del 2019 al 2020 el número de casos reportados fueron 491, mientras que del 2020 al 2021, ese número se incrementó a 744, un aumento del 66% en el último año.

La moción de la supervisora Hilda Solís aprobó $2.6 millones de fondos para apoyar el programa LA vs Hate.

Es por eso que el 2 de agosto, la Junta de Supervisores aprobó una moción de la supervisora Hilda Solís para proporcionar $2.6 millones de fondos para apoyar el programa LA vs Hate, el objetivo es expandir el apoyo a la ciudadanía, darle seguimiento a las llamadas que reciben e impulsar medidas que ayuden a la comunidad a entender que ese tipo de conductas no es bienvenida y puede tener consecuencias.

“LA vs Hate es un programa que está construyendo la infraestructura que se necesita para participar con la comunidad y así se puedan reportar actos de odio que anteriormente no se conocían, analizarlos y ofrecer asistencia a las personas que son víctimas de estos actos…”, explicó la supervisora Hilda Solís, quien fue la autor de la moción en conjunto con la supervisora Sheila Kuehl.

Lee también:   4 de Julio sin celebrar por miedo, un mal precedente

Con el incremento de los delitos de odio y el voto unánime de la Junta de Supervisores a la moción, se envió un mensaje claro y fuerte de lo importante que es expandir en una forma más profunda el apoyo a las víctimas de los delitos de odio en el condado de Los Ángeles.

Toda una red de ayuda

Robin Toma, director ejecutivo de la comisión de relaciones humanas del condado de Los Ángeles, y quien supervisa el programa LA vs Hate, explicó la importancia y lo que se busca hacer con la moción aprobada por los supervisores.

“Queremos establecer una red de ayuda para detectar más casos de odio y racismo que antes, y empezar a combatir la normalización de ese tipo de crimen, que siempre ha existido, pero que ha aumentado en los últimos años”, explicó.

delitos/odio

“Actualmente no existe una red de organizaciones comunitarias, grupos que trabajen con el condado, que sean contratados para hacer esa red de respuesta y abogar en una forma más completa por los derechos de los afectados”.

Toma subrayó que gracias a la visualización del crimen a nivel local se han dado cuenta de lo grande del problema y aunque le han dado seguimiento a algunos casos, son necesarios más recursos para establecer un programa permanente que ayude, no solamente a hacerle frente al delito, pero ayudar a la víctima e iniciar un proceso de sanación de las comunidades para entender que ese tipo de delitos no son aceptables.

Lee también:   La mayor amenaza existencial a la humanidad

Se espera que los efectos de la moción aprobada el martes entren en efecto a más tardar en septiembre y de esa forma se pueda dar seguimiento a más o a todos los casos reportados en el condado de Los Ángeles, además de formar esa red de apoyo para ayudar a las víctimas de este tipo de delitos.

¿Qué es un delito de odio?

De acuerdo al portal del Sheriff de Los Ángeles, las personas son víctimas de un delito de odio si la razón de ser de un acto criminal es la raza, la etnicidad, la nacionalidad, la religión, el género, la orientación sexual o cualquier condición física o mental.

delitos/odip

En caso de sufrir un delito o situación de odio, puede comunicarse inmediatamente al 211 o visitar https://www.lavshate.org/ y reportar su incidente o delito.

Este artículo fue apoyado en su totalidad, o en parte, por fondos proporcionados por el Estado de California y administrados por la Biblioteca del Estado de California.

Perfil del autor

Steven Muñoz es un periodista radicado en Los Ángeles por las últimas tres décadas.

En portada

EDITORIAL

Lo más reciente

Relacionado