Hispanic L.A.La mujerCruzando Líneas: Navidad es...

Cruzando Líneas: Navidad es mi madre

La casa de la abuela es ruidosa. Las ventanas se sacuden cuando pasan los autos acelerados con música a todo volumen; los perros ladran uno tras y otro y al unísono casi siempre. El changarrito de la esquina tiene música para atraer a los clientes y el vecino que polariza vidrios también pone sus cumbias. Afuera nunca hay paz; adentro, menos. Somos muchos.

La abuela, bueno, mi mamá, que ahora solo voltea cuando le gritan los nietos, es madrugadora. Se levanta y prepara café azotando las alacenas, o así lo parece. Saca las basuras como si quisiera musicalizar una película de terror y taconea por todo el pasillo sin tregua. Cierra las pesadas puertas de metal y madera como si estuviera enojada y esa es su forma de decir buenos días. Ella no lo nota, ni cuenta se da de que amanece como un huracán. Está acostumbrada a la soledad y a sus ruidos, en esa rutina que mantiene desde hace más de 40 años: una pasadita, el desayuno y una taza humeante de café para despertar.

En el caos matutino me siento segura; estoy en casa, mi hogar de la infancia que no se termina de ir nunca de mí. No hay silencio ni privacidad, es como lo recuerdo: carcajadas por doquier, niños jugando a gritos en el pasillo, conversaciones sin fin en la cocina mientras alguien lava los platos y otro hornea… y calor humano que se impone al frío que cala afuera. Qué bonito es sentirse calientito de corazón. Qué afortunada soy.

Lee también:   Cruzando Líneas: El peregrinar migrante

Luego pienso que no es en sí esta casa lo que me hace feliz. No son las paredes que decoré con marcadores o el marco de la puerta que aún tiene las líneas de mi corto crecimiento en altura; no es el comedor en el que ya no cabemos todos o la estancia en la que nos amontonamos para los maratones navideños. No, en realidad es solo ella. Pienso, con el beneficio que me dan los años y las bendiciones, que para mí, Navidad es mi madre.

Es ella la que nos abraza con su amor, sus maneras bruscas de querernos y sus ganas de hacerlo todo como lo aprendió. Es ella la que nos conforma con sus silencios, con la taza de café en la mañana, el té de las tardes y los chocolates calientes de la noche. Es ella la que nos une. Ella es el espíritu de nuestra Navidad y lo lleva a dónde vaya.

Así que para nuestra familia, la Navidad podría ser nómada si va ella; podría ser en un pueblo o del otro lado del mundo, si nos acompaña; podría ser cualquier día, si la tenemos, porque es toda la magia que uno podría desear; tan portátil como los sueños, pero tan real como el amor.

Lee también:   "No miren arriba": una película de alegorías, cinismo y política

Y aquí estoy, sentada frente al ordenador, con una taza de café, viéndola ser y hacer todo lo que la hace especial, entre malabares y recetas, en la jungla que se convierte su casa cuando llegan sus nietos, en los besos en la frente que da mientras cocina y las palabras de amor que se le escapan mientras limpia. Con ella, no nos falta nadie. A través de ella, mis hijos descubren todo lo lindo que puede ser la Navidad.

Desde nuestro rinconcito, les deseamos todo lo bueno, todo el amor y toda la dicha del universo. ¡Felices fiestas!

Maritza Félix
Maritza Lizeth Félix es una periodista, productora y escritora independiente en Arizona. Nació en Magdalena de Kino, Sonora, México. La frontera ha sido su hogar y su inspiración por más de 15 años. Su trabajo ha sido publicado en importantes periódicos de Estados Unidos, México y otros lugares del mundo, así como en las principales cadenas de televisión de habla hispana Univisión y Telemundo. Actualmente trabaja de manera independiente para la Organización Editorial Mexicana, Channel 4, Proyecto Puente, Uniradio Noticias, Telemax y Prensa Arizona. Fue reportera en el documental “Misterios de la Fe”, de Discovery Channel y fungió como productora del documental de la frontera de Estados Unidos y México para la serie televisiva “The Wall”, un trabajo investigativo mundial realizado por Rondo Media, del Reino Unido. También ha sido productora de proyectos especiales como coberturas políticas, electorales y de inmigración para Al Jazeera y fue la productora de investigación en el galardonado reportaje “Risking It All For America – Riding The Train Of Death”, de Channel 4 en Inglaterra. En 2011 fue nombrada por Chicanos Por La Causa como una de los “40 Líderes Hispanos menores de 40 años” en reconocimiento a su trabajo periodístico e influencia en el estado. Félix ha ganado cinco premios Emmy y fue la primera ganadora del premio a la “Mejor Crónica Escrita en Estados Unidos”, de Nuevas Plumas. También ha recibido múltiples galardones del Arizona Press Club por sus reportajes. En 2012 y 2013, la revista Phoenix New Times la nombró como la “Mejor Periodista de Habla Hispana” en Arizona. Maritza está felizmente casada y es mamá de unos mellizos curiosos que retan y alimentan su imaginación todos los días y llenan su vida de alegría, amor y carcajadas.

Comenta aquí / Comment here

Suscríbete a nuestro newsletter

Recibe una revista semanal con lo más nuevo de HispanicLA y con los artículos que hicieron historia.

En portada

Celebrando a Ernesto Cardenal y su legado, por Adriana Briff

0
Ernesto Cardenal, un hombre místico que desafió su tiempo para construir una cultura de paz

Lo más reciente

Relacionado

Los 5 temas más buscados

LOS 5 COMENTARIOS MÁS RECIENTES